El Departament d’Educació ha dado cuenta del inicio del cribaje masivo en escuelas de Barcelona y L’Hospitalet desde el colegio Barrufet del distrito de Sants, donde este martes se han realizado 400 PCR a alumnos y 60 a personal de la comunidad educativa. A los niños se les ha hecho el frotis nasal, nada de meter el bastón casi hasta el cerebro. Ante las dudas de si los padres pueden acompañar a sus hijos cuando toque someterse al test, el Govern, a pesar de que la semana pasada lo desaconsejó, detalla ahora que esa es una decisión que debe tomar cada centro.

En paralelo a esta escuela, Salut y Educació han iniciado pruebas en dos centros educativos de L’Hospitalet de Llobregat, concretamente en el barrio de la Florida, el más denso de Catalunya con cerca de 77.000 personas por kilómetro cuadrado. Se trata de la escuela Joaquim Ruyra y el instituto Eduard Fontserè. A estas dos se les unirá otras 12 de la misma zona, con lo que la Generalitat habrá realizado en este barrio cerca de 5.000 PCR en dos semanas. En esta primera fase de cribados, según ha anunciado el director general de Centros Públicos, Josep González-Cambray, se espera alcanzar las 20.000 pruebas a mediados de octubre. El plan inicial era llegar al medio millón antes del 15 de noviembre.

 

Consulta los colegios cerrados y con grupos confinados por el covid en Catalunya

FER UN COMENTARI

Please enter your comment!
Please enter your name here