Los Mossos d’Esquadra y las policías locales han impuesto un total de 5.330 sanciones por incumplir las restricciones por la Covid-19 entre el pasado jueves y este lunes de Semana Santa en Catalunya. Del total, unas 1.500 han sido por saltarse el toque de queda. Hay también 129 sanciones a establecimientos de restauración y ocio, según ha explicado el director de la policía catalana, Pere Ferrer, este martes en Catalunya Ràdio.

Ferrer ha destacado que la mayor parte de la población ha respetado las medidas impuestas y si se han hecho desplazamientos ha sido con la burbuja de convivencia. El director de los Mossos también ha considerado que sería una “buena opción valorar modificaciones” en el toque de queda nocturno “que ayuden a que el sufrimiento generalizado no sea tan duro”, y ha reconocido que existe un cansancio generalizado en la población.

Balance epidemiológico en unos días

Por otro lado,el secretario general de Salud, Marc Ramentol, ha afirmado este martes que se tiene que dejar un margen de 48 a 72 horas para ver si hay que endurecer las restricciones después de Semana Santa.

“Los indicadores no aumentan pero se mantienen estables. Esto no son para nosotros buenas noticias y tendremos que dar cierto tiempo por no tomar las decisiones en caliente”, ha reconocido Ramentol en declaraciones también a Catalunya Ràdio.

Nos vienen días asistencialmente complicados”, ha avisado el secretario general de Salud, que ha puesto el foco en el goteo al alza de ingresos a la UCI (431 pacientes).

FER UN COMENTARI

Please enter your comment!
Please enter your name here