Barbacoas, encuentros multitudinarios en botellones o fiestas están no solo siendo denunciadas, sino que provocan que algunos territorios, como Lleida, sufran rebrotes

La última, compartida a través de las redes sociales, muestra la discoteca Opium, en la playa de Barcelona, con la terraza llena de gente que no respeta ninguna de las medidas de distanciamiento social.

Las imágenes de la fiesta que se ha organizado esta pasada noche del sábado en la terraza de la discoteca Opium de Barcelona muestran que los asistentes no respetan en ningún momento la distancia de seguridad establecida por la pandemia de coronavirus.

Aunque la fiesta estaba autorizada y desde la discoteca se establecieron una serie de normas para cumplir con la ley, los asistentes en ningún momento las respetaron.

Ni distancia social, ni mascarillas

En el vídeo se ve perfectamente la aglomeración de gente que había en la terraza y que ninguno de los asistentes mantenía la distancia reglamentada ni llevaba la mascarilla.

La fiesta empezó a las 12.00 horas del sábado y finalizó a la una madrugada del domingo. Una fiesta anunciada por los mismos organizadores que publicaron el anuncio en su cuenta de Instagram.

Normas de seguridad

Opium organizó la fiesta en su terraza –no está permitida la apertura del interior de ningún local de ocio nocturno durante el periodo de desescalada- y sólo se podía acceder a través de la reserva previa de mesas. En la fase 1, recordamos, está permitido que se abran las terrazas con un máximo de 10 personas por mesa y manteniendo la distancia de 2 metros entre ellas. Eso sí, cuando se vaciaba una mesa podían ocuparla otras personas que hacían cola en la entrada.

De hecho, en las imágenes que algunos asistentes han colgado en las redes sociales se ve claramente la cola para entrar y donde tampoco se respeta la distancia social.

Los Mossos d’Esquadra en relación a esta fiesta han confirmado que por su parte no se ha recibido ninguna denuncia o requerimiento. Entienden también que la fiesta estaba permitida, tal y como demuestra el hecho que el anuncio se publicara a la web de Opium, así como también en sus cuentas oficiales.

Tirar guantes o mascarillas al suelo puede conllevar multas de hasta 3.000 euros en algunas localidades.

FER UN COMENTARI

Please enter your comment!
Please enter your name here