El Govern de la Generalitat ha puesto en marcha un plan de ayudas para el primer trimestre dirigidas a trabajadores en ERTE, autónomos y micro y pequeñas empresas, con un presupuesto total de 618 millones de euros.

Este paquete de ayudas para paliar los efectos de la crisis del coronavirus ha sido presentado este lunes por el vicepresidente del Govern y conseller de Economía y Hacienda de la Generalitat, Pere Aragonès; el conseller de Empresa y Conocimiento, Ramon Tremosa, y el conseller de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias, Chakir El Homrani.

Aragonès ha reclamado al Gobierno que, como mínimo, aporte la misma cantidad que la Generalitat en ayudas directas. “No puede ser que sea el gobierno que menos porcentaje del PIB ha destinado. Si Catalunya puede hacer esto, el Estado, como mínimo, tiene que hacer lo mismo”, ha criticado.

Ayudas a autónomos 

Las ayudas a autónomos y a trabajadores en ERTE con bajos ingresos dependerán de la Conselleria de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias, para lo que destinará 410 millones de euros del presupuesto total.

La ayuda a autónomos consistirá, como ocurrió en diciembre, en un pago de 2.000 euros, y tiene la intención de llegar a 140.000 personas con un presupuesto de 280 millones de euros.

Los requisitos para pedirla es que la persona autónoma tenga de cero a un máximo de cinco trabajadores a cargo, su base imponible del 2019 tiene que ser igual o inferior a 35.000 euros al año y el rendimiento neto del año 2020 debe ser igual o inferior a 17.500 euros.

“Con estas variables se podrá volver a solicitar la ayuda, con una nueva base de datos de trabajadores autónomos, en la que sólo será necesario cumplir con los requisitos para poder registrarse y se accederá a la ayuda directamente. No hará falta ningún paso más”, ha explicado El Homrani.

El conseller también ha recordado que entre los meses de noviembre y diciembre de 2020 se concedió la ayuda a 142.000 autónomos y que más del 50% habían ingresado menos de 5.000 euros durante el año.

Ayudas a trabajadores en ERTE

Los trabajadores en ERTE con bajos ingresos también podrán pedir una ayuda de 600 euros que va dirigida a 175.000 personas, con un presupuesto de 105 millones de euros.

En cuanto al máximo de ingresos para poder acceder a esta ayuda, el conseller ha explicado que “si tenemos una propuesta de salario mínimo catalán (1.239,5 euros), éste es un tope claro en cuanto a ingresos”, aunque ha señalado que “hay que afinar los criterios con los agentes sociales y económicos”.

Además de la ayuda económica, la Generalitat pondrá en marcha cursos formativos para trabajadores en ERTE, que tendrán una mirada específica en los sectores más afectados por la crisis (hostelería, turismo, etc.) y cuya acreditación será homologable.

Por otra parte, se acreditarán de forma oficial las competencias que tienen algunos trabajadores y que, por ahora, no son acreditables. El presupuesto total para esta oferta formativa es de 25 millones de euros.

Ayudas a micro y pequeñas empresas

La Generalitat también ha anunciado un paquete de ayudas para las micro y pequeñas empresas -de menos de 50 trabajadores- que presenten menos de 10 millones de euros de facturación y que se comprometan a mantener los puestos de trabajo, como mínimo, hasta el 31 de diciembre de 2021.

Estas ayudas, que dependerán de la Conselleria de Empresa y Conocimiento, consistirán en un pago de 2.000 euros por cada trabajador que la empresa tenga en ERTE, con un máximo de 30.000 euros. La intención es llegar a 104.000 trabajadores, con un presupuesto de 208 millones de euros.

Para acelerar los trámites, las empresas que quieran recibir esta ayuda tendrán que presentar un certificado de autorresponsabilidad con una fiscalización posterior por parte de la administración donde se comprobará que se han cumplido los requisitos y, si no es el caso, la empresa deberá devolver la ayuda.

FER UN COMENTARI

Please enter your comment!
Please enter your name here